COMO SE SALVO WANG FO CUENTO PDF

Por esto, el sabio abraza la unidad y es el ejemplo para el mundo. Brilla porque no se exhibe. No se autoelogia y tiene merito. Merece honores, pero no se ensalza.

Author:Goltira Tor
Country:Sierra Leone
Language:English (Spanish)
Genre:History
Published (Last):26 September 2005
Pages:418
PDF File Size:10.86 Mb
ePub File Size:1.52 Mb
ISBN:773-5-84196-663-9
Downloads:3305
Price:Free* [*Free Regsitration Required]
Uploader:Tygozshura



Tanto, que es capaz de hacer que todo lo que pinta cobre vida dentro de sus cuadros. Nos cuenta, por ejemplo al principio, que los ladrones no entraban en las casas donde este pintor hubiera pintado perros guardianes, y que cualquier caballo que apareciera en sus pinturas estaba atado para que no escapara lienzo adentro.

Narran y describen. Describen y pintan. Pintan y cuentan. El alcohol de arroz desataba la lengua de aquel artesano taciturno, y esa noche Wang hablaba como si el silencio fuera un muro; y las palabras, colores destinados a cubrirlo.

Caminaron juntos; Ling llevaba una linterna; su claridad proyectaba sobre los charcos fuegos inesperados. Los soldados entraron con linternas. A todas las preguntas de Wang, los soldados contestaban con una mueca salvaje. Los soldados hicieron atravesar a Wang-Fo innumerables salas cuadradas o circulares cuyas formas simbolizaban las estaciones, los puntos cardinales, lo masculino y lo femenino, la longevidad, las prerrogativas del poder.

Su traje era azul para figurar el invierno y verde para recordar la primavera. Eres como el verano; soy como el invierno. Su voz era tan melodiosa que daban ganas de llorar.

Te lo voy a decir. Y para ayudarme a representar mejor todas esas cosas, utilizaba tus pinturas. Dos guardias lo apresaron. Maten a ese perro. Tengo otros proyectos, viejo Wang-Fo. No terminaste la orla del manto del mar, ni la cabellera de algas de las rocas. Los cortesanos, inmovilizados por el protocolo, con el agua hasta los hombros, se paraban sobre la punta de los pies. Estos desgraciados van a perecer, si no es que ya han perecido. No sospechaba que hubiese bastante agua en el mar como para ahogar a un Emperador.

Pronto, escasos charcos brillaron solos en las depresiones del empedrado de jade. Los ropajes de los cortesanos estaban secos, pero el Emperador conservaba algunos copos de espuma en las franjas de su abrigo. El cuadro, terminado por Wang-Fo, estaba recargado contra una cortina. Una barca ocupaba todo el primer plano. Publicado por.

LA CARRERA ELIYAHU M GOLDRATT PDF

Cómo se salvó Wang – Fô

Nos cuenta, por ejemplo al principio, que los ladrones no entraban en las casas donde este pintor hubiera pintado perros guardianes, y que cualquier caballo que apareciera en sus pinturas estaba atado para que no escapara lienzo adentro. Narran y describen. Describen y pintan. Pintan y cuentan.

KONVERTIRANJE DWG U PDF

.

ANAHID COOKBOOK PDF

.

Related Articles